15/05/2019 – El Congreso capitalino de México aprobó la reformas a la Ley de Residuos Sólidos para prohibir el uso, comercialización, distribución y entrega de pajillas, bolsas, cubiertos, globos, cápsulas de café, platos e incluso, aplicadores para tampones. La prohibición entrará en vigencia en el año 2021.

Además, se prohíbe la comercialización, distribución y entrega de productos que contengan microplásticos añadidos intencionalmente.

Según estudios de Greenpeace, en México una persona genera 650 bolsas de plástico al año con una vida útil de solo 12 minutos, lo que genera 12,816 toneladas de residuos sólidos urbanos en la Ciudad de México. Esto trae terribles consecuencias como atascamiento de alcantarillas además de la contaminación de suelo, agua y aire.

Share Button