04/12/2019 – Las bolsas reusables, a las que a veces se les refiere como ‘bolsas de por vida’, están disponibles por doquier hoy en día, para los consumidores conscientes y que desean reducir su consumo de plástico. Estas bolsas incluso se venden en supermercados grandes y masivos, con el objetivo que se use una sola vez.

Pero se descubrió un problema. En la mayoría de las veces, las bolsas reusables están hechas también de plástico. Por supuesto, de plástico más grueso y denso. Sin embargo, se descubrió que las personas no las están reusando mucho.

En otras palabras, parece que se están reemplazando las bolsas gratis de un uso, con bolsas más caras, más densas, que se supone son de un sólo uso. Es posible que la etiqueta de ‘reusable’ calme la consciencia de algunos, pero sólo empeora el problema de la contaminación del plástico.

Un reporte de la Agencia de Investigación del Medio Ambiente (EIA, por sus siglas en inglés) y Greenpeace, investigaron las tiendas y supermercados en el Reino Unidos y encontró que las 10 tiendas más visitadas reportan haber vendidos 1.5 billones de tiendas reusables en el 2019, al momento. Esto se convierte en 54 ‘bolsas para toda la vida’ por cada hogar. Este número es mucho mayor que el año anterior, en el cual se vendieron 959 millones de estas bolsas.

Estas estadísticas son números anuales. Estas bolsas no están siendo usadas de por vida. Estas bolsas están reemplazando las que se usaban regularmente y al paso que vamos, están comenzando a ser ‘de un sólo uso’.

“Nuestra encuesta revela un gran aumento en la venta de ‘bolsas para toda la vida’, demostrando que esa política es inadecuada y no proporciona un incentivo lo suficientemente grande para que cambien el hábito de las bolsas de un sólo uso, por ‘bolsas para toda la vida'”.

“Hemos reemplazado un problema, con otro”, dijo Fionna Nicholls al diario The New York Times, uno de los autores del reporte. “Las ‘bolsas para toda la vida’ se convirtieron en bolsas para la semana”.

Dado que el plástico en estas bolsas ruesables es más grueso y a veces, mezclado con fibras plásticas más finas, usarlas sólo unas pocas veces agrega mucho más plásticos a los rellenos sanitarios que usar las bolsas de un sólo uso. Además, estas fibras finas que algunas ‘bolsas para toda la vida’ agregan, se convierten en microplásticos que eventualmente ingresan en nuestra cadena alimenticia.

Parte del problema parece ser que las bolsas plásticas reusables, son aún muy baratas. Es muy fácil descartarlas después de algunas veces, por otra bolsa reusable. Una solución podría ser simplemente hacer estas bolsas más caras, para que los consumidores de sientan incentivados a realmente usarlas incontables veces.

Por supuesto, la solución realmente sería dejar de usar plástico. Si todas las bolsas carecieran de plástico, el problema de contaminación plástica y de micropartículas simplemente no existiera.

Si se desea ser realmente consciente, lleva tu propia bolsa reusable, de cualquier material que no sea plástico.

Share Button