07/01/2019 – Si ves dos perros en un parque, un pastor alemán y un golden retriever, ¿cuál escoges? Muchas personas perciben al pastor alemán (con sus orejas puntiagudas y hacia arriba) un poco más siniestros y al golden retriever, como un más amigable y dulce.

Todos jugzamos a los perros (y a las personas, de hecho), en base a sus características. Una de las características de los perros que influye en nosotros los humanos, es la forma y dirección de sus orejas.

Recientemente, la Administración de Transporte Seguro (TSA) de los Estados Unidos de Amércia, ha comenzado a usar perros con orejas hacia abajo al buscar explosivos, en lugar que los usuales perros con orejas puntiagudas, hacia arriba.

“Hacemos un esfuerzo consciente en la TSA… de usar perros con orejas hacia abajo”, informa el Administrador de la TSA al Washington Examiner. “Nos dimos cuenta que era mejor la aceptación de los perros con orejas hacia abajo, presentaba menos amenaza a los pasajeros y los niños no se sentían intimidados.”

Pero aunque sean percibidos como más amigables, los perros de la TSA tienen un trabajo específico qué hacer. Con orejas caídas o puntiagudas, la TSA indica que mientras trabajan lo mejor es no acercárceles.

Charlos Darwin pensó mucho en este tema de las orejas, al hablar de la evolución, como se explica en este video:

Share Button