10/06/2019 – Sabemos que nuestros perros nos aman. Pero ahora, varios investigadores pueden afirmar que son capaces de varias otras emociones complejas.

Probablemente no es sorpresa para la mayoría de propietarios de perros, pero un nuevo estudio demostró que los perros y sus propietarios pueden sincronizar sus emociones. Especial y específicamente, sus niveles de estrés.

Los investigadores de la Universidad de Linkoping, en Suecia, preguntaron a 58 propietarios de pastores escoceses llenaran un cuestionario de su propia personalidad, así como otro de la de sus perros.

Los propietarios respondieron a preguntas sobre temas como aspectos extrovertidos de personalidad, conciencia, neurosis y franqueza. Ellos también calificaron a sus perros sobre factores como actividad, excitabilidad, respuesta a entrenamiento, agresión y miedo.

Los investigadores también tomaron muestras de los perros y sus propietarios, para evaluar el nivel de la hormona del estrés, cortisol. Ellos tomaron muestras tanto en verano como en invierno y encontraron que en ambos períodos, los niveles de cortisol de los perros parecía ser el mismo que el de sus dueños.

Replicar el nivel de estrés del dueño:

Los investigadores encontraron que los propietarios con altos niveles de estrés, eran dueños de perros con alto nivel de estrés también. Los resultados de esta investigación la publicaron en el portal científico Scientific Reports.

“Si el propietario se siente estresado, el perro también siente el estrés”, dice a NPR la co-autora del estudio, Lina Roth, profesora de la Universidad Linkoping. “Parece que la personalidad del propietario sí es influencia en el nivel de cortisol del perro, más que la personalidad del perro en sí.”

Pero el hecho que tu perro replique nuestras emociones, no significa que lo estemos lastimando.

“No creo que nuestra ansiedad o estrés, dañe a nuestro perro”, dice Roth. “Creo más, que su presencia es un apoyo social y uno, al mismo tiempo, es también un apoyo social para la mascota”

Share Button
Etiquetas