11/10/2021 – Existen muchas iniciativas alrededor del mundo que promueven el uso de una energía verde y/o el desuso de energías contaminantes. Hace dos semanas publicamos cómo en el Reino Unido hay una empresa que está evitando que los carros clásicos terminen como chatarra pues cambia los motores de gasolina de los Rover Minis, Land Rovers y Morris Minors, por motores que usan energía limpia.

.

Ahora, esta es la propuesta de agencia de tránsito de Barcelona:

Las personas que vivan en el área metropolitana y que decidan deshacerse y entregar decomisado un vehículo sin certificado ambiental, podrán beneficiarse de la tarjeta T-verde. Esta es una tarjeta nueva que brinda transporte público gratis por tres años. Esta tarjeta es personal e intransferible (contará con el nombre y número de documento de identificación de la persona. La tarjeta se renovará anualmente sin costo adicional y se enviará al hogar el beneficiario.

Es usual que se critique que se usen fondos para promover las causas ecológicas. Pero en el caso de la iniciativa de Barcelona, no tendrían fundamento. Después de todo, la inversión en el transporte público ya está hecha: ya se compraron los buses, contrataron las personas, se tiene establecida la logística de movimiento y se tiene un rubro de combustible. El costo de darle transporte gratis a un individuo, mayor aún si solía viajar en un vehículo contaminante, no es oneroso. Sobre todo si se toma en cuenta el ahorro que conlleva tener un vehículo menos circulando, menos emisiones lanzadas a la atmósfera, menos gasto de las calles y ciudadanos más activos y saludables.

Share Button