12/01/2021 – Recientemente la organización Ocean Conservancy (Conservación del Océano, en español) publicó los resultados de sus esfuerzos de limpieza de playas del año pasado y el registro del tipo de material. Este año su reporte anual es distinto de las ediciones anteriores. Este año además de los 10 artículos más encontrados en las playas, la organización también hizo una revisión de sus 35 años de limpieza.

.

“Cuando vemos el análisis de los 35 años de datos que presentamos en el reporte, hacemos énfasis en que no pueden reciclarse la mayor parte de los artículos encontrados y retirados de las playas durante estos años (casi el 70% de ellos)”, dice Nick Mallos, director del Programa de Mares Libres de Basura de Ocean Conservancy.

35 años de datos:

La primera limpieza de esta organización se realizó en 1986 y desde entonces, más de 16.5 millones de voluntarios alrededor del mundo han participado, recogido y registrado 357,102,419 artículos, que equivalen a 344 millones de libras de basura.

“Tenemos más de tres décadas de información,” dice Mallos. “Sentimos que era el tiempo correcto de revisar toda la información y publicar más allá de los 10 más contaminantes. Esto podría darnos una mejor perspectiva de nuestros hábitos de consumo.”

Parte de la revisión muestra un crecimiento estable de la contaminación plástica. Desde 1986, los voluntarios de la organización arriba mencionada han recogido suficientes botellas de plástico para hacer una línea entre Moscú y Lisboa. También han recolectado suficientes agitadores plásticos para cubrir todos los Himalayas. Desde 2017, los 10 artículos más recogidos de las playas han sido fabricados de plástico.

Más allá del consumidor individual:

Los datos recolectados en 35 años de limpieza de Ocean Conservancy muestran que el 69% de artículos retirados de las playas en los Estados Unidos no pueden reciclarse. Casi la mitad de estos artículos, está relacionados con comidas o bebidas.

Sin embargo, los consumidores están comprensiblemente confundidos sobre lo que puede o no puede reciclarse. Un segmento sobre plásticos del programa de HBO de John Oliver detalla cómo la mayor parte de las municipalidades estadounidenses sólo reciclan los plásticos con el número uno y dos, dentro del ícono de las tres flechas. Esto deja que los números tres a siete continúen su camino a la contaminación. Sin embargo, los consumidores tienden a confiar en el símbolo de las tres flechas.

“En base a las encuestas, nos damos cuenta que la mayoría de los estadounidenses se basan en el símbolo de las tres flechas para saber si algo puede reciclarse o no. Y si el símbolo realmente no garantiza el reciclaje, pierde su objetivo”, indica Mallos.

La última encuesta de Ocean Conservancy al respecto, por ejemplo, reflejó que seis de diez estadounidenses estaban equivocados sobre la reciclabilidad de los contenedores plásticos de comida.

Este énfasis en la reciclabilidad refleja un cambio en el movimiento anti contaminación plástica, de enfocarse en los artículos y personas individuales, a problemas y soluciones estructurales.

“Está bien decir que los consumidores tenemos un papel en el tema, claro que lo tenemos”, dice Mallos. “Pero también tenemos que ser realistas en el papel que juega la industria en términos de los productos que están fabricando”.

Foto principal: Jornada de Limpieza ICC de Ocean Conservancy.

Share Button