09/03/2021 – El día 5 de marzo de 2021 se cumplieron 23 años del Día Mundial de Eficiencia Energética, ya que desde 1998 fue conmemorado este día. ¿Sabías de la existencia de este día, qué conmemoramos y de qué manera hacerlo?

La iniciativa surgió en Austria, durante el Primer Encuentro Internacional sobre Eficiencia Energética. Se debatieron estrategias a llevar a cabo ante la posibilidad del futuro agotamiento de los combustibles fósiles. Con esto surgió como objetivo sensibilizar a todas las personas sobre la necesidad de reducir el consumo de energía mediante un uso razonable y sostenible de la energía.

Pero no nos alcanza ya un planeta:

Según Global Footprint Network (GFN, por sus siglas en inglés), actualmente necesitamos el equivalente a 1,6 planetas para alcanzar los recursos que utilizamos cada año. Para 2030 vamos a necesitar el equivalente a dos Tierras. Esto podría conducir a un daño significativo en la supervivencia de la raza humana.

Usa la opción LED para iluminarte.

La electricidad que utilizamos a diario proviene en la mayoría de casos de fuentes de energía no renovables, de las centrales térmicas que usan combustibles fósiles. Estas liberan a la atmósfera dióxido de carbono (CO2), considerado el principal gas responsable del calentamiento global. También, dependiendo del combustible utilizado, pueden emitir otros contaminantes como óxidos de azufre, óxidos de nitrógeno, partículas sólidas (polvo) y cantidades variables de residuos sólidos.

Para que la eficiencia energética sea asumida por los gobiernos, es necesario generar políticas, que garanticen el control y la mejora en la energía, a través de procesos de producción más limpios. Asimismo, es necesario educar a la población generando un cambio de actitud sobre la importancia de cuidar este recurso.

El 5 de marzo esta dedicado a tomar un momento para meditar y tomar cartas en el asunto. Tomar un día al año para mejorar nuestros hábitos y cuidar nuestro planeta ayuda mucho. Sin duda es un evento importante, pero debemos tener en cuenta que esto debe pasar a formar parte de nuestra vida cotidiana.

Todos somos partes de un todo. Los elementos de la tierra, las plantas, los animales, los seres vivos. Lo que amamos está aquí, ahora, en la Tierra.

En el año 1855, el jefe indio Siux Sealth, dijo: “La tierra no pertenece al hombre; el hombre pertenece a la tierra” pero, “contaminan y contaminan y una noche perecerán ahogados en sus propios residuos”.

¿Cómo podemos conmemorar este día y que hábitos tomar a diario?

A diario debemos realizar tantas actividades en la cuales necesitamos usar todo el tiempo energía. Pero, tomando en cuenta que muchas de las fuentes eléctricas no son renovables, hay mucho por hacer para ayudar a reducir la contaminación a causa del exceso de energía de origen termoeléctrico.

.

Por ejemplo, a la hora de trabajar, podemos optar por alternativas más refrescantes si está en nuestra posibilidad. Con esto nos referimos a realizar tareas académicas o laborales al aire libre, con una buena iluminación solar. De esta manera estaremos disminuyendo el consumo de electricidad. Aprovechemos al máximo la luz natural en nuestras actividades diarias.

Una situación muy frecuente en nuestra vida cotidiana es que se nos olvida desconectar el cargador del celular de los enchufes eléctricos. ¡A todos nos pasa! Poner atención a estos incidentes es importante ya que es un consumo innecesario de electricidad. Debemos estar pendientes de no dejar conectados otros aparatos como el microondas o la televisión cuando están en desuso, entre otros.

Formas de cuidar el planeta, cuidando tu bolsillo:

  • Evitar dejar las luces encendidas, si no las estamos usando.
  • Usar bombillas de bajo consumo (LED), consumen menos energía.
  • Lavar y planchar la ropa (o no planchar), si es posible de una sola vez y así ahorraremos más energía.
  • Apagar todos aquellos equipos que no estemos usando, por ejemplo: computadoras, televisores, entre otros.
  • Disminuir el uso de nuestros vehículos y optar por otros medios de transporte.
  • Preferiblemente, tomar duchas de agua a temperatura ambiente en lugar de usar el calentador.
  • Cambiar el aire acondicionado por un ventilador cuando sea oportuno.
  • Usar paneles solares caseros.
  • Optar por recreaciones más amigables con el medio ambiente, en las cuales el consumo eléctrico sea bajo o nulo.
  • Aumentar el consumo de productos fabricados con poco consumo eléctrico y disminuir aquellos de gran demanda eléctrica para su elaboración.
  • Evitar los enchufes de aparatos innecesarios.
  • Realizar todas las actividades posibles al aire libre.

Todos estos actos permitirán mejorar nuestro entorno, si nos consideramos pobladores de un mismo planeta, ser más consecuentes con nuestros actos, además cómo incentivamos los Ecociudadanos ser un ciudadano responsable con el medio ambiente. Estamos comprometidos por un mejor planeta para todos los que lo habitamos, ¿nos acompañas?

Si deseas aprender más sobre estos temas y mejorar cómo adoptarlos en tu vida cotidiana, capacitaciones y talleres, puedes seguirnos en nuestras publicaciones e informarte más sobre estos temas en Educando Verde, contactarnos a [email protected] o a nuestras redes sociales que aparecen abajo.

Share Button