18/10/2020 – Guatemala y sus múltiples ecosistemas esconden una amplia variedad de flora y fauna. En uno de los paisajes más particulares, el bosque seco tropical, el “desierto” del país, escondido en cuevas vive uno de los reptiles más grandes de Centroamérica. Rodeado de árboles, cactus y cuentos populares, el Heloderma reclama protección y reconocimiento debido a su naturaleza tan peculiar.

.

Heloderma:

Heloderma es el único género de la familia de reptiles Helodermatidae que consta de 2 especies y 6 subespecies, una de las cuales se encuentra en Guatemala. El Heloderma charlesbogerti es una subespecie de Heloderma horridum ,comúnmente llamada lagarto de cuentas, escorpión o “niño dormido”. Esta es una especie endémica de lagarto venenoso distribuida en el bosque tropical estacionalmente seco en el Valle de Motagua, Zacapa.

Heloderma adulto.

Cuando escuchas acerca de un lagarto venenoso, lo primero que piensas es obviamente evitar que te muerdan. Sin embargo, una poderosa mordida será el último mecanismo de defensa de este reptil, ya que es un animal discreto y poco agresivo. Sin embargo, detrás de ese fuerte mordisco existe interés por conocer las propiedades de su veneno. Pero, ¿por qué alguien estaría interesado? Los científicos han descubierto recientemente el potencial médico del veneno de heloderma mediante la extracción de sus sustancias. Dentro de las que incluyen algunas útiles para el tratamiento de la diabetes, el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y el cáncer, así como la mejora de la memoria y otras aplicaciones que aún se están estudiando. ¿No es eso increíble?

Otra peculiaridad es el tipo de piel que poseen porque tiene unas escamas modificadas, conocidas como osteodermos. Estas estructuras poseen hueso debajo de una capa de piel endurecida y funcionan como armadura protectora y algo se asemejan a la forma, textura y color de las cuentas o mostacillas (Chaquira beads en inglés). Es por eso que algunas personas los llamaron lagartos de cuentas.

Mitos y realidades:

Algo que también los caracteriza es que solo se pueden observar en la época de lluvias, ya que encuentran un poco refrescante el ambiente en el bosque seco. De hecho, uno de los muchos cuentos populares menciona que los rayos de las tormentas caen al suelo debido a la presencia de un heloderma. Pero en realidad, esto es porque cuando hay lluvias generalmente hay tormentas eléctricas. El heloderma es tímido y en época seca es más difícil verlo ya que son meses de intenso calor. 

Cola de un Heloderma adulto.

La forma singular de lidiar con las altas temperaturas y la falta de agua en la estación seca es: ¡usar madrigueras abandonadas y ocultarse ahí durante 6 meses seguidos! Este proceso es similar al que hacen los osos en invierno, la hibernación. Pero se llama estivación cuando es la estación seca. Sobreviven reduciendo sus signos vitales y obteniendo energía de la grasa acumulada en su cola, por lo que literalmente transforman la grasa en energía y agua.

Situación de la especie:

Es una especie única en el mundo. Lamentablemente se encuentra en peligro de extinción y entre las causas están: destrucción de hábitat por deforestación e incendios, tráfico ilegal de vida silvestre, por las leyendas y supersticiones que han impulsado su caza. Pero, no todo es tan alertador, algunos pobladores, con el apoyo de organizaciones no gubernamentales y gubernamentales, impulsan un programa de conservación en el bosque seco de la Reserva Natural Valle del Motagua desde 2003.

Recientemente conocimos la segunda actualización de dicho programa (2020-2025), la Estrategia Nacional de Conservación del Heloderma, lo cual nos alegra mucho. En la estrategia se han implementado mecanismos de conservación en 5,000 hectáreas de las áreas de distribución de la especie, específicamente en la ribera sur del Valle del Motagua.  Se ha fortalecido y se continúa implementando sistemáticamente el programa de monitoreo y conservación. También se ha incrementado la conectividad estructural y funcional entre los parches de bosque, con poblaciones remanentes de la especie en la ribera sur del Valle del Motagua, se mantiene la tendencia de no existir evidencia de extracción ilícita y/o la eliminación física de la especie, y se han fortalecido los instrumentos financieros para la implementación de la estrategia.

Esta estrategia fue realizada por Consejo Nacional de Áreas Protegidas (CONAP), Zootropic-Reserva Natural Heloderma, Parque Zoológico Nacional La Aurora.

Gracias a esas instituciones, tendremos el placer de estudiar y apreciar a esta hermosa criatura por sus peculiares características y aportes médicos durante muchos años más. Mientras tanto, ¡puedes aprender más de él cuando visites el Zoológico La Aurora o su hábitat natural en la Reserva del Heloderma en oriente!

También puedes agregar tu coreo a los boletines de GuateSostenible en la parte de abajo, para recibir más información sobre este y muchos temas ambientales de interés.

Share Button