06/05/2021 – Hasta hace algunas horas, los Estados Unidos de América y otros productores de vacunas, como la Unión Europea (UE), el Reino Unido y Suiza, se habían opuesto a la suspensión de patentes de vacunas contra COVID-19. Su oposición radicaba en que consideraban que la propiedad intelectual funciona como incentivo para el desarrollo de vacunas y otros productos contra esta y futuras pandemias.

.

Sin embargo, el Gobierno del presidente estadounidense Joe Biden apoyó ayer miércoles una propuesta que varios países han presentado en la Organización Mundial del Comercio (OMC), para suspender la propiedad intelectual de las vacunas contra el Covid-19. Este apoyo se da cuando Estados Unidos ya lleva administradas 250 millones de dosis. Esta decisión se produce después de días de intenso debate dentro del Gobierno estadounidense, ante la fuerte presión de algunos grupos empresariales y gigantes farmacéuticos de EE.UU. El sector farmacéutico se opone a la suspensión temporal de patentes porque considera que podría dañar su modelo de negocio.

El anuncio fue acogido con fuertes caídas en la bolsa de Wall Street de las acciones de las farmacéuticas Pfizer y BioNTech, además de Moderna y Novavax. La representante del gobierno estadounidente ante la Organización Mundial de Comercio (OMT), Katherine Tai, anunció el respaldo en un comunicado. “Esta es una crisis global de salud y las circunstancias extraordinarias de la pandemia requieren medidas extraordinarias”, dijo Tai.

“El gobierno cree firmemente en la protección de la propiedad intelectual, pero para acabar con esta pandemia apoya la exención de estas protecciones para las vacunas para la covid-19”, agregó.

Share Button