22/07/2018 – Este mes comenzó el movimiento “Julio sin plástico”, el cual nos invita a reducir nuestro consumo de productos plásticos como las bolsas, pajillas, cubiertos y botellas desechables…  Sin embargo, debemos aprovechas este mes para ir más allá de nuestras acciones en la R de REDUCIR y comenzar con una R que todos hemos olvidado aplicar: ¡La R de RECOGER!

Limpieza de Playas

Hemos sido bombardeados con información sobre las 3Rs de la sostenibilidad (Reduce, Reusa y Recicla), pero pocos son aquellos que van más allá y descubren la cuarta R: RECOGER. Y es que nuestro planeta se encuentra inundado en basura (desechos y residuos sólidos) que nosotros hemos descartado.

Mucha de esta “basura” aún tenía un valor antes de que la tiraras al basurero y es nuestra responsabilidad hacer que regrese al ciclo.  Cuando separas tus desechos y los envías a centros de reciclaje, previenes que la basura termine en ambientes naturales, pero ¿qué hacemos con toda la basura que ya está en la naturaleza?

¡Fácil! Si eres de los que les gusta correr o salir a caminar, lleva contigo una bolsa o red para poder recoger la basura que vayas encontrando en las calles o lugares que frecuentas.

Si encuentras basura tirada en lugares que visitas durante el fin de semana, ayuda a recogerla y llevarla a los basureros más cercanos (o si aún puede ser reciclada, llévala al centro de acopio de reciclables más cercano).  Llevar la basura contigo hasta sitios de disposición final correcto ayuda a reducir la contaminación y previene que los animales la ingieran confundiéndola con su comida.

Y si aún quieres dar un paso más grande, organiza una limpieza en tu comunidad, colonia, lugar de trabajo, etc. Tómate una hora o dos para recoger basura en las playas con tus amigos o familia y verás el gran impacto que puedes tener en la naturaleza con poco esfuerzo.

Las actividades de limpieza se pueden realizar con niños también

CREEME, EL PLANETA DONDE VIVES TE LO AGRADECERÁ.


Share Button