27/07/2014 – Algunas veces es todo un reto hacer llamativa la fruta para los pequeñ@s de la casa, cuando la comida menos nutritiva y saludable tiene presentaciones mucho más llamativas.

Una forma de hacer llamativa la sandía (y algunas frutas con consistencia parecida, como el melón) es cortarla de forma que las manitas pequeñas puedan agarrar un trozo rectangular. Para esto corta la sandía en tres, obteniendo un disco con la parte central y dos semi esferas, como observas en el cuadro superior izquierdo.

Corta las dos semiesferas en rectángulos: para esto traza con el cuchillo cortes verticales y luego horizontales.

¡LISTO! Este tipo de corte permite que tus peques agarren los trozos de sandía del lado de la cáscara, que es dura y nada jugosa, y puedan comerse el resto. Siempre cuidado con las semillas.

Share Button