10/08/2021 – Cada rincón poblado del planeta ha sufrido las consecuencias del calentamiento global de una u otra manera. La humanidad ha retrasado tanto la reducción de sus emisiones de gases de efecto invernadero que ya resulta casi imposible evitar que el mundo continúe calentándose durante los próximos 30 años.

.

El impacto de la actividad humana también se relaciona con el calentamiento de la capa superior de los océanos y la acidificación de las aguas. Estos factores han tenido como consecuencia la destrucción de arrecifes de coral y otros ecosistemas que albergan la mayor parte de la vida marina.

El Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) concluyen que la humanidad aún tiene algo de tiempo para evitar un catastrófico punto de no retorno. Para lograrlo sería necesario aplicar medidas inmediatas, contundentes y a gran escala para reducir la emisión de gases de efecto invernadero y la posible eliminación de grandes cantidades de carbono del aire.

“Todavía estamos a tiempo. Pero tenemos que empezar ya. Igual que ha quedado muy claro que esta crisis es responsabilidad humana. También sabemos que la acción humana es lo único que podrá mitigar su impacto”, aseguró Francisco J. Doblas-Reyes, director del departamento de Ciencias de la Tierra del Centro Nacional de Supercomputación de Barcelona (España).

Share Button