20/05/2015 – Durante los 11 años que han pasado desde que el huracán Iván derrumbara una plataforma petrolífera en el golfo de México en 2004, el petróleo no ha dejado de fluir hacia el mar, y hay pocas esperanzas de que la situación cambie en las próximas décadas.

Si no se toman las medidas necesarias, el petróleo puede seguir escapando durante décadas de la plataforma, propiedad de la compañía Taylor Energy Company, informa Associated Press haciendo referencia a la ficha del Departamento del Interior de los Estados Unidos.

Pese a que la empresa mantiene contactos con el Departamento del Interior de EE.UU. y está dispuesta a “asumir las obligaciones financieras” por los trabajos relacionados con la fuga, estimadas en centenares de millones de dólares, las autoridades estadounidenses insisten en que la empresa ha encubierto la escala de los daños producidos al ecosistema del golfo de México.

Desde el 1 de septiembre del 2014 la fuga es cada vez más intensa y, según las estimaciones de la Guardia Costera de Estados Unidos, es 20 veces mayor a lo que ha reconocido la empresa.

Muchas más noticias ambientales haciendo CLICK AQUÍ.

Share Button