17/08/2016 – De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la definición de probiótico es: «Microorganismos vivos que, cuando son suministrados en cantidades adecuadas, promueven beneficios en la salud del organismo hospedador». Pro = a favor de, biótico = vida. Los probióticos ayudan a tratar los desequilibrios en el microbioma humano ayudando así a prevenir y tratar afecciones digestivas, mejorar el sistema inmunológico y secreción de hormonas.

Los probióticos pueden ser consumidos en pastillas o de forma natural en alimentos y bebidas fermentados. Las principales razones para preferir los probióticos naturales sobre los probióticos en pastillas son las siguientes:




– La cantidad y variedad de bacterias que se encuentran en alimentos fermentados es mucho mayor que el que se encuentra en las pastillas.

– Los alimentos fermentados localmente contienen enormes cantidades de bacterias amigables “locales” que nos protegerán contra las bacterias patógenas de este mismo medio ambiente.

– Los alimentos fermentados no llevan ningún tratamiento industrial o químico, a diferencia de los probióticos en pastillas que han sido aisladas en laboratorio.

– Además de proveer los probióticos en sí, los alimentos fermentados son ricos en vitaminas, minerales, ácidos esenciales y antioxidantes que se generan durante el proceso de fermentación.

– Los alimentos fermentados son económicamente más accesibles.

Cuando hablamos de alimentos y bebidas fermentados nos referimos a “alimentos probióticos”, que son aquellos alimentos con microorganismos vivos (bacterias, levaduras, hongos) que permanecen activos en el intestino y ejercen importantes efectos fisiológicos como contribuir al equilibrio de la flora intestinal y reforzar el sistema inmunitario.

La siguiente figura resume los principales beneficios de los alimentos probióticos:

probióticos

Fermentación no es lo mismo que putrefacción, que son términos que tienden a confundirse. La fermentación es un proceso que ocurre de forma natural pero controlada, con los microorganismos amigables a nuestra salud.

¿Por qué consumir alimentos fermentados?

Para mantener equilibrado el microbioma es necesario el consumo de alimentos fermentados, pues éstos son ricos en probióticos, en esas bacterias milagrosas que llenarán nuestro organismo de numerosos beneficios. Estos productos pueden ser consumidos por niños mayores de 1 año hasta personas de la tercera edad.

Las bacterias amigables o probióticos se encuentran de manera natural en los alimentos fermentados. Sin embargo, estos alimentos deben estar “vivos”, no pasteurizados. La pasteurización es un proceso industrial cuyo objetivo es estabilizar los alimentos para darles mayor vida de anaquel, matando las bacterias que se encuentran en el alimento. Este proceso mata a las bacterias patógenas y a los probióticos. Un ejemplo de alimento fermentado pasteurizado es el yogurt que se compra en el supermercado, el cual ya no contiene probióticos, lleva aditivos, gran cantidad de azúcar y muchas veces colores y olores artificiales. Los productos procesados no nos aportan las bacterias que necesitamos. Para obtener los beneficios de los alimentos fermentados deben consumirse aquellos que no están pasteurizados, que se han elaborado artesanal y localmente. Estos alimentos y bebidas con bacterias vivas tienen un tiempo de conservación menor, y es recomendable conservarlos en frío para que la fermentación se vuelva lenta y no altere el sabor de los productos.

Algunos de los más importantes alimentos y/o bebidas fermentados y sus beneficios, son:

RAW SAUERKRAUT / CHUCRUT CRUDO:
– Considerado el rey de los probióticos
– Mejora digestión, alivia estreñimiento, reduce colon irritado.
– Contiene vitamina A, B, C y K, ácido fólico, minerales (Ca, K, Fe, Na, Mg, P) y Omega 3. Ayuda a recuperar la flora intestinal.

01. Sauerkratu

KEFIR DE LECHE DE VACA:
– 25 veces más probióticos que el yougurt convencional.
– Para quitar acidez, reflujo, limpiar el colon, tratar gastritis y úlcera.
– Desintoxicante, regenera flora intestinal, estimula las defensas naturales.
– Regulador de peso, laxante y sirve para combatir la anemia. Alto en Ca.

03. Kefir

KOMBUCHA – TÉ FERMENTADO:
– Contiene vitaminas B1, B2, B3, B6, B12, ácido fólico, C, D, E, K, enzimas necesarias para la digestión.
– Normaliza el tránsito intestinal.
– Activa las defensas del cuerpo.
Desintoxica el organismo.
– Reduce niveles de colesterol.
– Mejora la digestión de proteínas.

08. Kombucha

Estos productos son una pequeña muestra de toda una línea de productos artesanales y naturales de Probióticos Salud Natural, iniciativa que podrás encontrar en el próximo EcoMarket en el Mercado de Artesanías, Zona 13.

Ingeniera Química María Elena Durini.
Fundadora Probióticos Salud Natural.

Entérate de más formas de cuidar tu salud haciendo CLICK AQUÍ.




Share Button